domingo, 6 de abril de 2014

Cómo y por qué paramos el 10


El paro convocado por Moyano y Barrionuevo, el 10 de abril, evitó empalmar y reforzar la huelga general docente bonaerense, lo que hubiera sido suficiente para poner fin al ajuste. Tras el cierre de la huelga docente por parte de Baradel y compañía, firmaron de apuro Caló, Yasky y Gerardo Martínez -y siguen las firmas.
Se trata de un paro aislado que busca descomprimir la presión de la crisis por algunas semanas y adaptarse a la evolución que vaya siguiendo el Rodrigazo.
Todo paro nacional es político, por ser un movimiento del conjunto de los trabajadores. Pero la perspectiva política de quienes lo convocan se ajusta al libreto de la oposición, que fatiga por estas horas los despachos de Wall Street y de Washington. Es precisamente desde estos centros que se le ‘aconsejó’ a Massa rechazar el paro del 10, luego de su repudio reiterado a la huelga docente. El capital financiero no quiere que el movimiento obrero arruine los arreglos que se negocian en el Club de París y con los fondos buitre.
Conscientes de esta situación, Moyano y Barrionuevo largan un paro aislado que les permitirá armar una tregua de varias semanas hasta que aclare el panorama del plan de ajuste.
El carácter dominguero del paro no puede ser separado de todas las presiones para que se reglamente aún más el derecho de huelga y se prohíban los piquetes. La burguesía quedó muy golpeada por el rechazo de los docentes a la conciliación obligatoria. Un ex ministro de Trabajo utilizó la columna de Clarín para reclamar el establecimiento del arbitraje obligatorio. En oposición a este ataque a los métodos de lucha de los trabajadores, llamamos a multiplicar los piquetes de propaganda y discusión, para que puedan manifestarse todas las tendencias reivindicativas del movimiento obrero, en especial en los sindicatos que no adhieren al paro aislado.
Según los principales dirigentes del Sitraic, el paro del 10 de abril será un “parazo” en las obras. La actividad ha caído brutalmente, con la consecuente secuela de despidos. Por otro lado, el repudio a las cuotas del 15% más 10% firmadas por Gerardo Martínez es muy grande.
Fate parará a pesar de Wasiejko, lo que refleja una experiencia de lucha contra todos los atropellos en el último tiempo, así como los resultados de la política de reorganización clasista efectiva de la fábrica. El paro se presenta masivo en el gremio gráfico, donde ya hay resoluciones de asamblea en los principales talleres. Lo mismo en numerosas plantas metalúrgicas (la paritaria siderúrgica y del aluminio no cerró con la general de la UOM), algunas de ellas en lucha -como Aluar Madryn, en quite de colaboración por salarios. El repudio a lo firmado por Caló es extendido. Habrá paro en plantas perfumistas, plásticas, papeleras. Se abrió ahora mismo una gran deliberación en el subte, única rama del transporte cuyo sindicato formalmente no para; que decidan las asambleas en todos los sectores y un plenario de delegados con mandato.
El paro será enorme en la docencia de todo el país y aún en la provincia de Buenos Aires: la docencia sigue movilizada, aún después del cierre de la paritaria. Coincidirá con la profundización del plan de lucha de Aten, con los masivos paros mendocinos y con una decena de provincias.
El Sutna San Fernando ha convocado a un plenario clasista para determinar una política frente al paro y un plan de acción. Reivindicamos este método, porque busca unificar sobre la base de la lucha concreta y no se presta a ninguna forma de confusión política, en especial de aquella que se aparta de la delimitación política de la burocracia sindical y de la promoción de la independencia política de la clase obrera. En oposición a una nueva tentativa de desviar la crisis capitalista detrás de un recambio político patronal, en Argentina se procesa una alternativa política de los trabajadores, que es el dato estratégico que debería estar en la cabeza de todos los activistas y luchadores.
Vayamos con todo a la huelga del 10, para destruir el plan de ajuste y avanzar en una perspectiva política obrera independiente.


Nestor Pitrola

Paritaria gráfica: Cedinsa votó 45 por ciento y plan de lucha

En Cedinsa se realizaron dos asambleas para votar el mandato de la comisión interna al próximo plenario de delegados.

Previo a la asamblea la agrupación Naranja de Cedinsa sacó un volante planteando la necesidad de sumarse al reclamo otros talleres como Interpack, Morvillo y AGR-Clarín de exigirle al sindicato un plan de lucha por el 45 por ciento.
La moción de la Naranja se votó por unanimidad; incluso la propia interna -integrada por una miembro de la directiva verde y dos delegados independientes- se pronunció a favor.

Corresponsal


Un golpe al activismo gráfico

IMPRESORES
La derrota de la Naranja en las elecciones de Impresores, luego de la inmensa lucha librada en el primer semestre del año pasado, significa un golpe para el activismo gráfico y para la agrupación.
La interna conquistada un año atrás enfrentó la pesada tarea de reorganizar el taller en un marco de despidos constantes -hubo más de cincuenta sólo en 2012-, violaciones al convenio colectivo y salarios bajos (un modelo de “desarrollo K” que se repite en otras grandes gráficas como Maggio y Modernas).
La patronal redobló su línea antisindical: clausuró toda negociación y limitó la movilidad de los delegados mediante brutales -e ilegales- descuentos por tareas gremiales. El principal desafío consistió en superar la atomización del taller y preparar la lucha por la estabilidad y el salario, bajo las provocaciones de la patronal. El choque -inevitable- se precipitó cuando la empresa despidió a uno de los compañeros más cercanos a la interna.
La lucha de Impresores -la más importante en el gremio de la zona norte desde la ocupación de Atlántida- desplegó todas las variantes de combate de la clase: huelga general, piquetes, movilizaciones, acampes, bloqueo parcial al parque industrial, el corte de Panamericana y choques con la Policía.
Enfrentó a una patronal poderosa (ligada a la Iglesia) que contó con el apoyo de la Justicia, de las fuerzas represivas y, sobre todo, del Ministerio de Trabajo. El sindicato rechazó cualquier acción de solidaridad difundiendo la versión patronal que imputó la responsabilidad a un grupo de “intransigentes”. En otra escala, los mismos actores y argumentos que se esgrimieron contra la huelga educativa.
Sin haber logrado la reincorporación, el salto -organizativo y subjetivo- de un sector grande del taller era la base para retomar la iniciativa; sin embargo, fue la patronal la que gradualmente avanzó, manteniendo la presión sobre el activismo y sobre la (exhausta) comisión interna.
La comprensible tensión que persistió entre quienes se ubicaron de uno y otro lado de la huelga fue un obstáculo enorme para una política de unidad que permitiera ir superando, a partir de los reclamos generales del taller, esa escisión. Por último, una cantidad de retiros voluntarios debilitó al ala más combativa del taller.
El freno a los despidos permanentes y a los malos tratos por parte de jefes y supervisores, además de categorías y otras reivindicaciones menores, son el resultado palpable de la gestión saliente. La derrota electoral no implica un desconocimiento de lo conquistado; la campaña de la nueva interna, referenciada en la Verde, se limitó a explotar la expectativa de que un cambio de conducción permitirá “normalizar” las relaciones con la empresa.
Por último, hay destacar al numerosísimo y fantástico activismo que emergió con la lucha. Y eso incluye, en primer término a los delegados que, pese a los tremendos golpes que les asestó la empresa, jamás capitularon ni se entregaron.
La derrota en Impresores -como la de Kromberg en el mismo parque industrial de Pilar- se da en el contexto de un ascenso del clasismo y de la izquierda revolucionaria. Apoyados en esta tendencia y en las correctas conclusiones de toda la experiencia recorrida los gráficos de Impresores retomarán el rumbo combativo.

Miguel Bravetti

sábado, 29 de marzo de 2014

Por una huelga general de todos los sindicatos


Moyano y Barrionuevo parieron el largamente dilatado paro nacional para el 10 de abril, alejado de las colosales huelgas generales docentes de la provincia de Buenos Aires y de otras provincias y de los estatales- que se desarrollan en la actualidad.


En la victoria docente se juega, sin embargo, el destino real de las paritarias.

La pareja M-B no convoca a marchas, movilizaciones ni piquetes, o sea que pretende que sea una huelga dominguera.

La medida tampoco fue decidida por asambleas de trabajadores, lo cual habilita su levantamiento unilateral, del mismo modo con que fue anunciada.

En su carácter de medida aislada apunta más a disipar la presión de los trabajadores ante la carestía imparable y los despidos, que al propósito de desarrollar un movimiento victorioso.

El anuncio del paro ocurre cuando los plenarios de la UOM pararon el intento de Caló de firmar paritarias con un aumento en cuotas de los salarios por un promedio inferior al 25 por ciento. Es muy probable que la pareja M-B esté buscando una reunificación de la burocracia sindical para servir de apoyo al bloque patronal que encabeza Sergio Massa, y minar de este modo las posibilidades de una candidatura de Scioli.

Una vez más, los trabajadores se enfrentan a decisiones de la burocracia sindical que, por un lado, recogen una fuerte inquietud de las bases y, por otro lado, procuran desnaturalizar esas inquietudes en función de objetivos de la clase capitalista y de sus partidos.

En estas condiciones llamamos a deliberar sobre la convocatoria al paro y a reclamar que todos los sindicatos coincidan en una huelga general para la fecha establecida, para impulsar paritarias sin ninguna clase de techo, un aumento de emergencia de 3 mil pesos para activos y jubilados, por un salario mínimo de 9 mil pesos -que es el costo de la canasta familiar- y la abolición del impuesto al salario.

Asimismo reclamamos la absolución de los compañeros petroleros condenados en Las Heras (Santa Cruz) y la excarcelación de los compañeros, también petroleros, a los que la justicia de Repsol, Chevron e YPF acaba de dictar prisión preventiva, por luchar contra la tercerización laboral en la industria.

En oposición a que la crisis capitalista y la crisis política que es su consecuencia, sea aprovechada por los explotadores y sus partidos, a los cuales sirve la burocracia sindical, llamamos a luchar por la independencia y democracia de los sindicatos y por una organización y dirección clasista del movimiento obrero

Empeñados hoy en la victoria de las huelgas docentes, llamamos a todas las organizaciones combativas del movimiento obrero, a la izquierda y al clasismo, a todas las fábricas y empresas de gremios adheridos o no adheridos a las centrales que paran, a deliberar en asambleas, a empujar plenarios de delegados con mandato para levantar un programa y darle al paro nacional el carácter activo que no le da la burocracia sindical. Por 3 mil de emergencia para activos y jubilados, 9 mil de mínimo, vital y móvil, paritarias libres con piso del 35% y actualización mensual de salarios, prohibición de despidos y suspensiones.

La agitación por una huelga general el próximo 10 de abril debe ser un instrumento de lucha para reforzar la adhesión popular a la huelga de los maestros y de los profesores y llevarla a la victoria.



Jorge Altamira 

jueves, 20 de marzo de 2014

Gráficos: La Naranja inicia la lucha paritaria

naranja-grafica-8000-basico
Por 45% de aumento y eliminación del impuesto al salario

Con una gran movilización a la puerta del sindicato en reclamo de un plan de lucha por un aumento salarial del 45%, la Naranja Gráfica arrancó con la lucha paritaria.

A fin de año, en la empresa Interpack se votó un reclamo del 50%, tanto ante la patronal, como al sindicato. Luego se pronunció, por un 45%, la asamblea de AGR, que discutió la adopción una cláusula gatillo para el salario, y Morvillo, donde estuvo presente la exigencia de eliminar el impuesto al salario.

En contraste con el método de democracia sindical y movilización de nuestra agrupación, la directiva del sindicato gráfico, el 28 de febrero, cuando ya habían tenido las primeras reuniones con la cámara patronal para discutir paritarias, convocó una “asamblea general de gremio” trucha, en un horario en que no pueden asistir los obreros y un salón para 200 personas, con un temario de un solo punto: las “memorias y balances”. En oposición al reclamo de numerosos secretarios generales de varias gráficas para que se ampliara el temario y corriera el horario: la burocracia prefirió seguir con su asamblea de aparato.

Los gráficos de la Naranja hemos deliberado un pliego más extenso: 3.000 pesos de emergencia, 9.000 pesos para la categoría 1, cláusula de indexación trimestral automática por inflación, eliminación del impuesto al salario y absolución de los petroleros de Las Heras.

Con este pliego, el 12 de marzo, en la jornada de paro y movilización de la CTA y la CSC, protagonizamos una movilización previa de 300 compañeros a la puerta del sindicato, de decenas de gráficas, donde hicimos entrega de un petitorio.


Pablo Viñas, secretario general de AGR-Clarín

CARTA ABIERTA A LA BORDÓ GRÁFICA


Por 45% de aumento y paros simultáneos en nuestros talleres

Compañeros:

En estas paritarias las fuerzas políticas patronales comparten una línea de ajuste con salarios a la baja, las burocracias sindicales se alinean detrás y pretenden garantizar la “paz social” cuando ninguna consultora  proyecta la inflación anual por debajo del 40%. Mientras nos ajustan el salario el gobierno “nacional y popular” pagará miles de millones a los saqueadores de Repsol y a los fondos buitre para iniciar un nuevo ciclo de endeudamiento con el capital financiero internacional.

La clase obrera necesita responder con una lucha de conjunto, por ello La Naranja Gráfica viene de participar con todo de la jornada de paro y movilización del 12-3 convocada por la Coordinadora Sindical Clasista (CSC) y la CTA, que dio un canal de movilización al conjunto de los trabajadores, y en particular a la docencia combativa que participó con una columna de miles de compañeros.

Ese día, previamente movilizamos al sindicato, a reclamarle un plan de lucha por 45% de aumento, por una cláusula de indexación trimestral automática por inflación, $3000 de emergencia,  la eliminación del impuesto al salario y el pronunciamiento del sindicato por la absolución de los petroleros de Las Heras. Convocamos a la Bordó a realizarlo en común y decidieron no participar. Llamó la atención que luego en las redes sociales y en la propia puerta de AGR compañeros de su agrupación aseguraran que “no habían sido convocados”. Desconocemos si se debe a una falta de comunicación entre ustedes o cual es el motivo, pero les pedimos seriedad.

Ante el hecho de que -por segunda vez consecutiva- deciden rechazar nuestras propuestas de movilización en común, y la falta de claridad hacia la base, decidimos encarar este debate y propuesta públicamente, de modo de garantizar que la conozcan el conjunto de los trabajadores de nuestros talleres y evitar futuras confusiones.

La anterior convocatoria fue en la movilización que realizamos contra la “asamblea general” trucha convocada por la directiva para duplicar la cuota sindical (y triplicar el descuento compulsivo, mal llamado “solidario”). La Naranja movilizó cientos de gráficos rechazando que el mismo sindicato que se niega a convocar una asamblea general para votar el aumento, convocara un simulacro de asamblea, en un horario de imposible llegada para los obreros gráficos, con el fin de votar con el aparato… un descuento salarial. Hasta ese mismo día nos habían dicho que participarían, en reportajes radiales nosotros lo propagandizamos como una acción común… pero nunca llegaron ¿No hubiera sido mejor hacer una acción común de ambas agrupaciones?, ¿Qué hizo vuestra agrupación contra esta confiscación de la directiva?, ¿Nuestras propuestas de acción común fueron sometidas a alguna consulta en sus fábricas?

La semana próxima, la directiva ha informado que convocará un plenario de delegados. AGR-Clarín, Interpack y Morvillo ya han votado hace semanas un reclamo del 45%, lo cual está en debate en varios talleres más. En vuestros talleres aun no han definido un reclamo, algo que consideramos un error siendo que la discusión paritaria arrancó en marzo. Cuando los sindicatos quieren hacer pasar rápido las paritarias e incluso manifestaron que preferirían un aumento por decreto para no tener la responsabilidad de definir un porcentaje, los sectores combativos más que nunca debemos impulsar el debate y la lucha por el aumento.

Les proponemos impulsar de conjunto el reclamo de aumento del 45% en una cuota con cláusula gatillo de indexación e impulsar mandatos en ese sentido hacia el plenario de delegados y consensuar una intervención común. Asimismo proponemos definir jornadas de lucha común por aumento salarial, comenzando por paros simultáneos de una hora por turno en nuestros talleres.

Esperamos obtener una respuesta positiva, y que la lucha contra el ajuste, en defensa de nuestros salarios, nos encuentre juntos, en las fábricas, en el gremio y en la calle.

Fraternalmente.


             Lista Naranja Gráfica  19-03-14

jueves, 13 de marzo de 2014

Un bloque contra el Frente de Izquierda

Un bloque contra el Frente de Izquierda


SUTNA decidimos no participar
Como ha circulado ampliamente en estos días por las redes, el “Pollo” y el “Perro” no se privan de ratificar la intención de constituir una “corriente” en el movimiento obrero (ver reportaje -5/1-, en MZAonline). Luego de que fracasaran en el propósito de obtener una ‘masa crítica’ para el proyecto, han apelado a una parte del Frente de Izquierda para que le ponga el hombro a ese objetivo, lo cual IS y PTS han hecho con toda la ceguera necesaria para el caso: ponen su pertenencia al Frente de Izquierda al servicio de un clan minoritario. En este entrevero se incluyen la centroizquierda de Marea Popular, MST y otros sectores aliados del “Perro” Santillán. El Partido Obrero se ha puesto al frente de la oposición de esta maniobra política, cuya finalidad es poner fin al Frente de Izquierda como alternativa política obrera y socialista.
P y P no disimulan que no pretenden desarrollar una corriente clasista en el movimiento sindical. Dicen explícitamente que buscan constituir un agrupamiento “transversal”; lo mismo podrían decir las dos CTA y las tres o cuatro CGT quienes se han convertido, precisamente, en “transversales”. En el reportaje que le hace el blog mendocino, el “Pollo” da cuenta de sus “charlas asiduas” con Moyano y propone la “unidad” del sindicalismo -es decir, de la burocracia sindical. Los que se han sumado como furgón de cola al ‘encuentro’ ocultan con cuidado esta orientación. A esto obedece la ausencia de una denuncia del moyanismo y otras alas de la burocracia sindical, que incuestionablemente, con la bendición de Francisco, son el freno fundamental para las luchas y su victoria.
Después de dos semanas de clarificación, por parte del PO, acerca del objetivo del “encuentro”, los convocantes desmienten que busquen constituir una corriente o un nuevo bloque -una “rectificación” que les sirve para embaucar a algunos grupos vacilantes. Sin embargo, todavía les queda presentar la agenda de luchas que pretenden “coordinar”. La mentalidad de aparato omite que el apoyo a las luchas comienza con una participación en ellas y a partir de sus protagonistas. Ignora, asimismo, que las grandes luchas se desarrollarán a través de los sindicatos -como ocurre ahora con Suteba y otros sindicatos docentes- y que el enemigo político principal de esas luchas es la burocracia sindical (entrelazada con las patronales y el Estado). La corriente Tribuna Docente es parte de los encuentros de los Suteba combativos, no para crear un bloque político con las fuerzas que antagonizan con el Frente de Izquierda desde el centroizquierdismo, sino para impulsar la huelga indefinida de Suteba y de todo el sindicalismo docente.
En lugar de proclamar que la intención es “no desplazar a nadie”, como plantea el “Pollo” en el reportaje señalado, la agenda del clasismo debe señalar el objetivo de expulsar a la burocracia de los sindicatos para conseguir su independencia de clase.
Dicho todo esto, nuestro partido abordó esta maniobra ostensible con una enorme flexibilidad, que se manifestó en nuestra exigencia de “claridad”. “Claridad” de que no era un bloque político; “claridad” en los métodos y representatividad, de modo de no bancar corrientes minúsculas, sino fuerzas reales de clase; “claridad” en la exposición de programa, método y agenda. Ya en otra ocasión se pretendió contrabandear un “Movimiento Intersindical Clasista”, que reclamaba “cavar trincheras con la burocracia” y que terminó convertido en el agente de ella en lugares de trabajo estratégicos.
El nudo estratégico de la situación actual en Argentina no es “sindical”, sino político. Las centrales sindicales se han alineado con las alternativas sucesorias del kirchnerismo y operan bajo la mirada del Vaticano. En oposición a esto se encuentra el Frente de Izquierda, cuya responsabilidad es desarrollar en los sindicatos la alternativa política obrera y socialista, la unión de la izquierda revolucionaria con el movimiento obrero. El estallido inminente de las luchas obrero-sindicales requiere una orientación política clara del Frente de Izquierda, que ha recogido el apoyo de centenares de miles de trabajadores y de jóvenes. La “coordinación” opuesta a la orientación revolucionaria es un empirismo y practicismo que la convierte en furgón de cola. La propuesta a favor de este “encuentro” en varios sindicatos, como Suteba o Sutna San Fernando, donde fue presentada sin declarar abiertamente sus fines, solamente mereció el rechazo o el desinterés.
Nosotros tenemos empeñados ahora todos nuestros esfuerzos en la huelga general docente, en la gran jornada del 12, en agitar la reivindicación de huelga general (cuya actualidad crecerá con la marcha del ajuste y Rodrigazo) y en impulsar la perspectiva de un Congreso de Bases de todo el movimiento obrero, esto mediante reuniones, plenarios y asambleas acompañados de pronunciamientos y planteos de acción y organización
Nestor Pitrola 

miércoles, 12 de marzo de 2014

GRAN MOVILIZACIÓN DE LA NARANJA



Hoy una columna de 150 compañeros de la Lista Naranja Gráfica marchamos al sindicato, alli entregamos a la directiva sindical cientos de firmas por un plan de lucha por 45% de aumento, contra el impuesto al salario, y por la absolución de los petroleros de Las Heras, de allí nos movilizamos a la Plaza de Mayo junto a la Coordinadora Sindical Clasista, en la jornada de paro y movilización convocada en conjunto con la CTA.
La movilización Naranja contrastó con el inmovilismo de la directiva gráfica, completamente funcional a los planes de ajuste del gobierno y las cámaras patronales.
AGR-CLARÍN no solo sumó una gran columna sino que también aportó con asambleas de una hora por turno como parte de la jornada de paro y movilización nacional.
La gran ausente fue la Bordó gráfica, que una vez más (como en la movilización contra el aumento de la cuota sindical) no convocó, ni tampoco sometió al debate -en asamblea de fábrica- la participación en la movida a la que había sido invitada. 
Llamamos a redoblar los esfuerzos por unir las fuerzas de todo el movimiento obrero combativo contra el ajuste del gobierno, la opo y las patronales.
Adelante compañeros gráficos, adelante todo el movimiento obrero que lucha, no dejemos pasar el ajuste y construyamos una alternativa de los trabajadores.
Pablo Viñas, Secretario General AGR-Clarín.

sábado, 8 de marzo de 2014

EL 12 TODOS AL SINDICATO POR UN PLAN DE LUCHA DEL GREMIO GRÁFICO Y DE TODO EL MOVIMIENTO OBRERO.
AUMENTO DEL 45% EN UN PAGO E INDEXACION TRIMESTRAL SEGUN INFLACION.
POR $3.000 DE EMERGENCIA PARA MARZO.
POR UN SALARIO MINIMO DE $9.000.
PROHIBICIÓN DE DESPIDOS Y SUSPENCIONES.
ABAJO EL IMPUESTO AL SALARIO.
ABSOLUCION DE LOS PRESOS DE LAS HERAS.
POR UN PLAN POLITICO Y ECONOMICO DE LA CLASE OBRERA.

jueves, 6 de marzo de 2014

“No queremos ser otro Iron Mountain”

Buenos Aires, 6 de marzo de 2014

COMUNICADO DE PRENSA

Los obreros de Clarín se movilizan al GCBA

“No queremos ser otro Iron Mountain”

Este viernes 7/2 a las 14:30 hs los trabajadores de la planta gráfica de Clarín, Artes Gráficas Rioplatense SA (AGR-Clarín), nos movilizaremos a la puerta de la Sub Secretaria de Trabajo de la Ciudad de Bs As (Bartolomé Mitre 575), cuando falta poco para que se cumpla un año de haber reclamado una inspección URGENTE, al GCABA por serias irregularidades en materia de seguridad de higiene en la planta.

Hace 8 años, el 7 de marzo de 2006, la Dirección General de Protección del Trabajo del GCBA multo a la empresa por esta materia en $437.000 (Expte Nº 65858/02), dos años más tarde, el 31 de julio de 2008 en un accidente fatal, que se podría haber evitado si la empresa hubiera cumplido con las normas de seguridad e higiene, fallecio en un accidente fatal nuestra compañera Joana Riboli de 29 años de edad. En 2011 la empresa estuvo cerrada una semana por el ACUMAR, por tirar desechos industriales en el riachuelo.

A pesar de contar con graves antecedentes, y de que el25 de abril del 2013, a pedido de la Comisión Interna, el sindicato solicitó una inspección “urgente” por serios incumplimientos y accidentes producidos en la planta(algunos con riesgo de muerte), aun no hemos tenido una sola inspección. Preguntamos: ¿La salud de los trabajadores esta a la venta? ¿Las buenas relaciones del gobierno de la ciudad con determinadas empresas o medios condicionan la realización de inspecciones?

Porque no queremos otro accidente fatal en nuestra planta, porque no queremos ser otro Iron Mountain, los trabajadores iremos a reclamarle a los funcionarios que se hagan responsables de garantizar el cumplimiento de las normas de seguridad industrial e higiene en la planta gráfica de Clarín.

Comisión Interna de AGR-Clarín

Contactos:

Pablo Viñas, Secretario General: 15 5 653 9481

Marcelo Quinteros, Secretario Adjunto: 15 4 099 8089

Andrés Garola Hansen, secretario de Prensa: 15 5 564 6032

viernes, 28 de febrero de 2014

Otra Asamblea General a espaldas de los gráficos
Prohibido discutir salarios
            Mediante una solicitada la directiva de la Federación Gráfica Bonaerense convocó a una Asamblea Ordinaria para hoy, 28 de febrero. La finalidad es tratar las Memorias y Balances de los años 2011, 2012 y 2013 (un texto plagado de falacias y omisiones; a modo de ejemplo digamos que ni se menciona el conflicto más importante del 2013 y de muchos años en el gremio, que fue la lucha de Impresores - que la Verde boicoteó abiertamente-).
            La urgencia de la convocatoria obedece a una intimación del Ministerio de Trabajo para que “junto a los balances financieros se presenten los padrones de afiliados y los ingresos mensuales de los gremios” (Perfil, 1/2/14). Conocedor de los chanchullos de la burocracia lo que busca el gobierno es “apretar a los sindicatos para contener los reclamos paritarios” (ídem). El ongarismo, por caso, está involucrado en la causa de los medicamentos adulterados y nunca explicó el vaciamiento de la obra social.
            La asamblea “general” será en horario de trabajo y en la sede de Paseo Colón  (que con toda la furia puede albergar a unas trescientas personas); es decir que - como es norma - se excluye a la inmensa mayoría de los afiliados. Además explícitamente se prohíbe tratar temas que “estén fuera del orden del día”. En medio de la escalada inflacionaria y una cantidad de despidos en el gremio (Cortiñas, Franco, Celomat, etc.) ni el salario ni los puestos de trabajo merecerán siquiera una mención.

Movilicémonos el 12 de marzo, del sindicato a Plaza de Mayo
            Las asambleas de planta de Interpack y Morvillo votaron reclamar a la directiva que se incorpore el punto “paritarias” al temario. Para transmitir esto una delegación de La Naranja se entrevistó con el Secretario de Organización, Mario Abraham, quien se limitó a ratificar los términos de la convocatoria. Es decir, estará “prohibido discutir salarios”; aunque a renglón seguido nos dijo ¡que las reuniones con la cámara patronal ya comenzaron!
            Desde hace un mes y medio La Naranja viene desarrollando una campaña por la reapertura inmediata de la negociación salarial; imperiosa, luego del golpe devaluatorio. La escalada del dólar - que solo se ha tomado un respiro-, la inflación que este año no bajará del 45 por ciento, la entrega de los recursos nacionales como ocurre con los 5 mil millones de dólares (que con sus intereses se harán 12) del pago al vaciador Repsol y el cepo a las paritarias, son el tributo por el rescate que el gobierno espera obtener del capital internacional.
            En oposición a la pasividad o complicidad de las direcciones sindicales (incluida desde ya la directiva ongarista) con el ajuste en marcha llamamos a la base gráfica a sumarse a la jornada de lucha resuelta por la CTA y la Coordinadora Sindical Clasista y movilizarse masivamente el 12 de marzo desde el sindicato a la Plaza de Mayo. Vamos por 3.000 pesos de emergencia, 9.000 pesos de mínimo y 45 por ciento de aumento, con actualización periódica  por costo de vida. Vamos por la prohibición de despidos y suspensiones y por un Congreso de Bases de todo el movimiento obrero que discuta un plan económico y político de los trabajadores.
Lista Naranja Gráfica



lunes, 20 de enero de 2014

La agenda de la clase obrera en el Parlamento

 
pitrola agenda parlamentaria
El parlamento estuvo y está al servicio de la agenda del gobierno, marcada por las diferentes fases del rescate capitalista, incluso delegando poderes y superpoderes en el ejecutivo. El gobierno está jaqueado por el derrumbe de su propia política y se le han complicado sus mayorías parlamentarias. Pero en las horas de los motines policiales, le arrancó un acta falsamente “democrática” a los presidentes de todos los bloques de diputados, con excepción del Frente de Izquierda. Fue la primera acción de la nueva cámara de diputados: aunque todos cedieron ante el motín policial en las provincias donde gobiernan, se apresuraron a lanzar un tiro por elevación, no a las policías bravas que ellos mismos promovieron, sino al reclamo de los trabajadores por un salario que cubra la canasta familiar.
Nuestra acción parlamentaria, que en la sesión inaugural debutó cuestionando la dirección política de toda una década, estará marcada por la intervención en la crisis política, social y económica. No será el mero resultado de refutar las iniciativas de la burguesía (Código Civil, impuestazos, etc.) como tampoco se limitará a esperar los proyectos que surjan de las demandas obreras y populares. Propondremos una agenda por una salida obrera a la crisis. La conexión del trabajo parlamentario con la lucha de clases es la viga maestra de toda la acción que nos proponemos, puesto que no existe la conquista social al margen del sujeto que la obtiene. Desde allí, combatiremos cualquier idea o acción que fragmente las conquistas legislativas del Frente de Izquierda.
Hoy, por ejemplo, tendremos que colocar la cuestión de los 8000 de salario mínimo vital y móvil que la movida en Plaza de Mayo puso en la calle, como reivindicación de punta en una intervención del movimiento obrero hacia las paritarias y hacia las jubilaciones (reclamando un haber mínimo del 82% de ese salario). Con estas iniciativas, se enlazan los proyectos ya adelantados en la campaña electoral: abolición de ganancias -que cobra renovada vigencia con la inflación galopante- y el 82% móvil. Desde este lugar orientaremos el trabajo detodos los bloques en las legislaturas y los concejos deliberantes.
Nuestros primeros proyectos de resolución han sido por la absolución de los condenados de Las Heras y por la destitución de Milani. Se trata de todo un ataque contra el el andamiaje represivo construído por el gobierno. En esa línea, plantearemos en las provincias la derogación de los Códigos de Faltas que forman parte de la ofensiva contra los jóvenes y contra la movilización popular.
La cuestión del aborto legal como parte de una campaña política de cara al 8 de marzo, coincidirá con el tratamiento de la reforma reaccionaria del Código Civil, y será motivo de una importante movilización política. Mediante iniciativas de agitación y deliberación en el seno del movimiento obrero, denunciaremos también el cercenamiento de derechos laborales y civiles por parte del nuevo Código K.
La deuda externa es un punto de agitación política parlamentaria fundamental. Por el Congreso pasó, con la friolera de 192 votos en diputados, la ley de reapertura del tercer canje de deuda. Otra cuestión de la agenda política se concentra en la crisis de las privatizaciones. El proyecto de Ramal en la legislatura porteña, epicentro de la crisis energética y de los reclamos populares por los cortes de luz, ha marcado nuestro debut en la Ciudad, cuando todo el esquema de las privatizaciones se viene abajo. En resumen las bancas estarán ligadas a la lucha de clases, a la ampliación del campo político de lucha del Frente de Izquierda, y a la preparación de los explotados como alternativa de poder político.

sábado, 21 de diciembre de 2013

Triunfazo: reincorporan a congresal de la Naranja en Crónica




El lunes 2 por la noche, tras más de dos años de lucha, Esteban Salcedo, congresal de la Lista Naranja Gráfica, reingresó a trabajar en Crónica Diario, amparado en una orden judicial que fue ratificada en segunda instancia. Esteban había sido despedido, junto a otros compañeros, por la sencilla razón de querer organizar las elecciones de delegados del taller.
La tenacidad de Esteban, en reclamar su puesto de trabajo y la vigencia de los derechos gremiales, ha permitido un triunfo para el conjunto de los trabajadores de Crónica. Se trata de una bocanada de oxígeno para un colectivo obrero que ha sufrido duras experiencias y derrotas de la mano de una dirección sindical que ha desarticulado toda posibilidad de resistencia contra los golpes dados por la empresa.
En 2005, Crónica comenzó a ser manejada por el grupo Olmos, que al calor de la pauta oficial se hizo de numerosos medios nacionales. Entonces, la burocracia ongarista -que dirigía la interna gráfica- tejió una alianza con la patronal. Esto duró hasta ésta decidió avanzar en un drástico ajuste sobre el conjunto de los trabajadores, que implicó el despido de más de la mitad del personal. Para ello, procedió también a deshacerse de sus antiguos aliados sindicales. Por supuesto, y en contraste con Esteban, lejos de reclamar ser reincorporados, arreglaron su retirada.
La directiva sindical gráfica, atada al mismo gobierno al que responde Crónica, nunca movió un pelo por la reincorporación de los trabajadores, entre los que estaba Esteban. Tampoco hizo nada cuando la empresa, con patovicas, impidió ingresar la urna en la última elección sindical, en la que Esteban fue electo congresal por la oposición. La Lista Naranja, en cambio, no cesó en el reclamo. Lo mismo hizo La Naranja en Clarín. A diferencia del sindicalismo que se subordina a una u otra variante patronal, defendemos una política obrera, independiente de las patronales y el gobierno.

Corresponsal


Por la reapertura de la paritaria y 8.000 de mínimo


naranja grafica 8000 basicoEl incremento del costo de vida acumulado en 2013 orilla el 35 por ciento, muy lejos del 27 en dos cuotas que se firmó en marzo (anualizado da 23) para la rama Obra y mucho más del 19 en tres de la rama Diarios. Y la proyección para el año entrante es todavía más elevada.
¿Cómo hará esta vez el sindicato para defender la “pauta oficial” -que han querido fijar en torno a un ridículo 20 por ciento- cuando todo ha saltado por los aires?
Un intento del gobierno de empezar a marcar la cancha de la próxima negociación fue el rechazo a los adicionales de fin de año. Aun así algunos gremios reclamaron y obtuvieron sumas considerables (como los 10 mil pesos de los cerveceros).
Por su cuenta, varios talleres dirigidos por la oposición han arrancado también compensaciones o están desarrollando planes de lucha: Interpack rechazó una propuesta de 1.200 pesos y empezó con paros por turnos por 3.000 pesos y un aumento de emergencia del 50 por ciento de los adicionales; Morvillo reclama 3.000 (la empresa ofreció 2.000); la misma situación se da con Ipesa; AGR-Clarín acordó 1.400 que, como en el caso de Morvillo, se suman al doble aguinaldo que ya reciben; World Color también está parando por 3.000 pesos y la duplicación de la antigüedad; Donnelley, que se encuentra bajo la amenaza de un recurso de crisis, habría acordado una suma similar.
El sindicato gráfico -junto con la federación del interior- elevó a la Faiga un mísero pedido de 1.300 pesos; un pésimo antecedente para lo que viene.
El propio Tomada declaró que será muy difícil cerrar por menos de lo que le dieron a policías y gendarmes. El gremio aceitero, en la primera paritaria del año, anunció que exigirá 9.500 pesos de básico. Y han estallado huelgas y movilizaciones en numerosas provincias por 8.000 pesos de salario mínimo para todos.
Del otro lado, algunos empresarios sostienen que el único modo de imponer el “cepo salarial” es enfriando abruptamente la economía (lo que se traduce en despidos y suspensiones. Algo de esto está ocurriendo en la industria gráfica: anuncio de cierre de Cedinsa, despidos masivos en Cortiñas, etc.).
Con una escala que en su categoría promedio no llega a la mitad de la canasta familiar, la consigna “8.000 de mínimo” (categoría 1) tiene un alcance estratégico. Para eso necesitamos romper la parálisis de la directiva ongarista. La Naranja lanza una campaña por la reapertura inmediata de la paritaria y una asamblea general de afiliados y no afiliados que vote el reclamo y un plan de lucha. ¡Vamos por 8.000 pesos de mínimo!

Miguel Bravetti


sábado, 23 de noviembre de 2013

viernes, 15 de noviembre de 2013

Todos al Plenario del Sutna San Fernando

16 de noviembre, por el doble aguinaldo, reapertura de paritarias, ni despidos ni suspensiones


plenario sutna (1)
El miércoles 6, a días de las elecciones, se realizó una reunión extraordinaria de la Coordinadora Sindical Clasista, que analizó la situación política y las tareas del movimiento obrero. Participaron más de 60 delegados de docentes universitarios, sutebas, metalúrgicos, de la UTA, del subte, gráficos, plásticos, perfumistas, camioneros, neumático, médicos de la Cicop, estatales (municipales, provinciales y nacionales), de la construcción, mercantiles, ferroviarios, telefónicos, papeleros, no docentes, prensa, seguridad, bancarios, televisión, trabajadores de Argentina Trabaja. Se destacó la presencia del secretario general de la AGD-UBA, la comisión directiva del Sitraic, los secretarios generales de los Suteba de La Plata, Ensenada y Matanza, dirigentes de la junta interna de ATE-Educación La Plata y de ATE-Inta, varias comisiones internas gráficas, dirigentes de la mesa provincial del la Cicop, del Sutna San Fernando, delegados de la Unión Ferroviaria del Roca y del Subte y delegados de la UOM Villa Constitución.
El informe central de Néstor Pitrola destacó que las elecciones marcaron una derrota enorme del gobierno, como síntoma indudable de la insatisfacción popular. Pero un dato aún más importante es que el Frente de Izquierda obtuvo 1,2 millones de votos de punta a punta del país, concentrados en los trabajadores y en la juventud.
Una conclusión esencial del encuentro fue, entonces, que la gran votación del Frente de Izquierda constituyó un pronunciamiento contra la salida que se discute en los círculos empresariales y entre oficialistas y opositores, que pretenden resolver la presente crisis mediante un ajuste al bolsillo popular.
A partir de allí, el plenario resolvió poner en acción a todo el movimiento clasista para frenar esta ofensiva detrás de sus reivindicaciones, como lo hemos impulsado todo el año.
Retirada de la burocracia
La reunión no pudo ser más oportuna. Mientras nuestra plenario se desarrollaba, el gobierno se reunía con la CGT Balcarce y la UIA, y la CGT de Moyano hacía lo propio con Massa y la Iglesia. De todas estas “cumbres”, salió el reclamo de ajustar los precios, devaluar el peso, apresurar el desdoblamiento cambiario y avanzar con el tarifazo.
Como garantes de la aplicación de este plan antiobrero, los Moyano, Barrionuevo y Venegas se comprometieron a retirar cualquier reclamo obrero de las calles. La CGT Balcarce (mitad gobierno, mitad Massa), por su lado, pone el eje en los fondos de las Obras Sociales y la “defensa del modelo sindical”. Ante el recule moyanista, la CTA Micheli (francamente derrotada en las elecciones de octubre) quedó colgada en el aire, desnudando el fracaso de su política de colgarse de la burocracia sindical opositora de Moyano.
En el marco de una inflación que todos ubican por encima del 30 % para el 2013, con los tarifazos y aumentos en los alimentos, está planteada una enérgica intervención del movimiento obrero independiente de la burocracia y sus padrinos políticos, para que la crisis la paguen los capitalistas.
La Coordinadora resolvió poner en movimiento un reclamo y un programa al interior de las grandes organizaciones sindicales, para que la clase trabajadora entre en escena a defender lo suyo.
La Coordinadora Sindical Clasista les plantea a todos los trabajadores reagruparnos en función de seis reivindicaciones centrales: doble aguinaldo, reapertura de paritarias, ningún despido ni suspensión -ocupación de toda fábrica que cierre-, abolición del impuesto al salario, pase a planta de tercerizados y precarios.
Para ello impulsamos asambleas en los lugares de trabajo, plenarios de delegados con mandato de base, asambleas generales de gremio.
Esto vale para los sindicatos de las cinco centrales. Tenemos que unir al movimiento obrero sobre nuevas bases de democracia sindical y ante todo, alrededor de estas tareas. Planteamos también una inmediata movilización del movimiento obrero combativo para poner en las calles estos reclamos.
En este contexto, la posterior convocatoria del combativo Sutna San Fernando a un nuevo plenario obrero en su sede el próximo 16 de noviembre, constituye un aporte firme para avanzar en este camino.
La Coordinadora Sindical Clasista compromete su asistencia y convoca a todos los sectores clasistas del movimiento obrero a sumarse.

Daniel Sierra


miércoles, 6 de noviembre de 2013

lunes, 28 de octubre de 2013

Cedinsa:


Se dictó la conciliación obligatoria.

El Ministerio de Trabajo dictó una conciliación obligatoria que obligó a la patronal a pagar la totalidad de los salarios y retomar la producción. Un respiro  luego de quince días de ocupación y movilizaciones que sin embargo puede ser funcional a los planes empresarios. 
El argumento esgrimido por la patronal es que Cedinsa es “inviable” y propone una reorganización que empezaría por desprenderse de la mitad del personal a bajo precio. Si la maniobra consiste en enfrentar a los trabajadores “cara a cara” con un cierre repentino para hacer pasar los despidos, bajo la forma de retiros voluntarios u otra, la conciliación no sería necesariamente un obstáculo. Incluso podría darle a la empresa un margen para continuar con el vaciamiento.
Poco antes del cierre se retiró toda la documentación administrativa e incluso las computadoras (con el pretexto de una auditoría). Está claro que esa información, que seguirá en poder de la patronal pese a la orden de “retrotraer” las cosas, es clave para conocer la realidad financiera y productiva de Cedinsa.
Solo en base a esos balances - pero no solo los del último año sino los del tiempo en que se la llevaron “con pala” porque de ese fondo de ganancias acumuladas deben salir los recursos para asegurar la continuidad - podrían sacarse conclusiones y elaborarse, de ser necesario, un proyecto de reconversión que no perjudique a los trabajadores.
¿Cuáles son los costos de producción? ¿Cuál es la expectativa de rentabilidad? ¿Cuál es el nivel salarial de directores, gerentes y jefes? Si corresponde un recorte hay que empezar por ahí.
El otro aspecto fundamental es que Cedinsa no es un “bolichito”  sino que forma parte de OCSA, un holding que provee alta tecnología para el control de tránsito al gobierno de la Ciudad, entre otros. En última instancia es este Grupo quién debe realizar las inversiones requeridas para mantener la fuente de trabajo de las más de cien familias.
Una salida que preserve los puestos y condiciones laborales dependerá del desenvolvimiento del plan de lucha; de la ampliación del fondo de huelga, la difusión pública y la movilización. La política de “hechos consumados” que quiere imponer la patronal se puede quebrar solo con una orientación adecuada y con la más férrea unidad obrera.

Las próximas elecciones de delgados que tendrán lugar en dos semanas deben ser un terreno para reafirmar este criterio. La comisión interna  que se elija debe reflejar la relación paritaria que existe entre la actual conducción Verde y la oposición Naranja e integrarse en una dirección común, compartida, que se apoye en mandato inviolable de la asamblea de base. 
Miguel Bravetti

jueves, 10 de octubre de 2013

La Naranja se movilizó contra una asamblea trucha

La Naranja se movilizó contra una asamblea trucha
La Asamblea General Extraordinaria, convocada entre gallos y medianoche, con un temario “inviolable” de sólo dos puntos -duplicación de la cuota sindical y compra de inmuebles- y en un horario imposible para la inmensa mayoría de los gráficos que trabajan, fue una muestra fiel de los métodos y la política del ongarismo.
En el último plenario de delegados, el oficialismo rechazó el planteo de la Naranja de volcar los recursos organizativos del sindicato para reclamar el 35% de aumento; tampoco hizo nada para defender la unidad de la negociación salarial (la rama Diarios terminó arreglando por mucho menos que el resto) ni para luchar contra la confiscación del impuesto a las ganancias.
Ahora, con el único fin de incrementar la recaudación propia, ponen los micros y desempolvan los bombos; y no por un arrebato democrático, sino por una necesidad estatutaria que -dicho por los propios convocantes- “no lograron esquivar”.
¿Plata para qué?
Dicen que la mayor recaudación se invertirá en beneficios para los afiliados, como la eliminación de aranceles para algunos servicios médicos. Pero el verdadero propósito es: 1) cubrir en parte el déficit corriente de la obra social, volcando compulsivamente aportes de los que optaron por pasarse a otras prestadoras, hartos de la pésima atención y la falta de respuestas de la nuestra; 2) relanzar una política “clientelar” consistente en premios y favores pagados con el dinero de todos, pero distribuidos discrecionalmente para restablecer la resquebrajada red de “lealtades”. Otro de los objetivos es la compra de una casa y la ampliación del `trabajo gremial` en la zona norte (preocupados por el avance de la oposición).
Impugnación y movilización
La Naranja distribuyó una declaración a todo el gremio, denunciando este manotazo contra el bolsillo de los gráficos. Además, reclamó mediante carta documento a la directiva que se modifique el horario y se disponga el cese de tareas, de manera de posibilitar la más amplia concurrencia de los afiliados. También propusimos que se incluya en el temario el punto de la solidaridad con la lucha de Impresores.
Ante el silencio oficial, presentamos una impugnación a la Dirección de Asociaciones Sindicales y nos movilizamos el mismo día de la convocatoria a la sede de Callao al 100. Doscientos compañeros de AGR-Clarín; Morvillo, Interpack, Ipesa, Cedinsa e Impresores entre otros, protagonizamos una ruidosa acción de protesta cortando la esquina de Rivadavia primero y el frente del Ministerio después, rodeados de un desmesurado despliegue represivo. Allí fuimos recibidos por autoridades de la Dirección, a quienes entregamos un petitorio con más de quinientas firmas reunidas en apenas 24 horas. Fue notoria la ausencia de la agrupación Bordó, a la que invitamos a ser parte de la movilización.
Por una verdadera asamblea general
Sin la participación de la oposición (que correctamente no se prestó a esta maniobra fraudulenta) la “asamblea general” fue sólo un trámite; unos 400 asistentes, entre empleados de la clínica y del aparato, jubilados, cooperativistas y una parte del cuerpo de delegados, despacharon por unanimidad y sin debate la única moción; apenas un informe inicial y algunas intervenciones de apoyo, y a casa.

Rechazamos este curso, y llamamos a toda la base gráfica a repudiar la tentativa de “ajustarnos” los salarios por la vía de un mayor descuento. Exigimos una verdadera asamblea general, democrática y sin patotas ni agresiones, que permita la participación y el debate de todos los afiliados, y con un temario que responda al interés genuino de los trabajadores.

lunes, 7 de octubre de 2013

Ante la amenaza de cierre


 HUELGA GENERAL EN CEDINSA

     El jueves 3 de octubre la patronal de Cedinsa anunciaba mediante un comunicado al personal que no disponía de los fondos para pagar los sueldos, que estaba haciendo todas las gestiones posibles para conseguirlos pero la fecha de cobro era incierta. Frente a esto los trabajadores reaccionaron con un paro general, lo cual en principio parecía una acción de lucha exagerada dado que la patronal tenía legalmente tiempo hasta el lunes para pagar, pero luego la realidad mostraría que la medida fue un gran acierto.

     El viernes a la mañana el director general de la empresa convocó una reunión con todos los trabajadores, en la que empezó explicando por que se habían llevado todo el sector administrativo de la empresa, lo que dejó en evidencia una crisis muchísimo mayor que un simple atraso con el pago de los sueldos. El argumento de la “mudanza” fue una supuesta auditoria pedida por un comprador brasilero para ver si “dan los números” para comprar la empresa.

     La explicación del director general en lugar de clarificar la situación sembró mucha más incertidumbre, por lo que se votó en asamblea mantener la huelga general, hacer la denuncia por vaciamiento en el ministerio de trabajo y hacer guardia el fin de semana para bloquear la puerta para evitar la salida de mercadería o maquinaria.

     El día lunes mientras se fijaba una audiencia en el ministerio para el jueves a la mañana los rumores de venta o cierre continuaban, ante esto los trabajadores resolvieron en asamblea  por unanimidad un plan de lucha que consiste en recorridas con el fondo de huelga, una movilización a las oficinas del presidente del grupo OCSA (dueño de Cedinsa), una movilización al Ministerio de Trabajo de Vicente López y exigirle al Sindicato Gráfico un plenario de delegados urgente para discutir el apoyo a la lucha de los trabajadores de Cedinsa. Al panorama incierto planteado por la patronal los trabajadores de Cedinsa le contraponen la unidad y una gran firmeza y disposición de lucha.


Federico Fabrini

jueves, 3 de octubre de 2013

Comunicado de Prensa de la Lista Naranja Gráfica


Buenos Aires, 3 de Octubre de 2013

Comunicado de Prensa de la Lista Naranja Gráfica


La oposición gráfica se moviliza al Ministerio de Trabajo contra el aumento de la cuota sindical

A las 16 horas marcharán a la sede del Ministerio de Trabajo de Nación (Callao al 100) numerosas empresas gráficas enroladas en la Lista Naranja Gráfica y otras agrupaciones de oposición a la actual directiva encabezada por Raimundo Ongaro.
La finalidad de la movilización es rechazar la convocatoria a la Asamblea General Extraordinaria de afiliados convocada por el oficialismo con el objeto de aprobar la duplicación de la cuota sindical y la imposición de un descuento a los trabajadores jubilados para abultar la “caja negra” del aparato gremial.
Las comisiones internas de Interpack, Artes Gráficas Rioplatense-Clarín, AL Morvillo, Ipesa, Impresores SA, Donnelley y World Color entre otras han impugnado la asamblea por no ajustarse a las formas estatutarias y por excluir - en virtud del horario en que se realiza - a la masa de los trabajadores gráficos.
Asimismo denuncian que el monopolio del oficialismo del control y la supervisión del ingreso plantean el riesgo de que accedan al lugar personas ajenas al gremio, tal como algunas versiones sugieren que harán para asegurarse una mayoría artificial.
Quienes se niegan a poner los recursos organizativos del sindicato para defender el salario, el convenio colectivo o solidarizarse con conflictos como el de Impresores SA, hoy lo hacen para meter la mano en el bolsillo de los trabajadores gráficos. Rechazamos este atropello e impugnamos la convocatoria, la propia realización de la Asamblea General Extraordinaria y todo lo allí resuelto, considerándolo nulo y exigiendo que el Ministerio de Trabajo Empleo y Seguridad Social se pronuncie en el mismo sentido.


Lista Naranja Gráfica

Miguel Bravetti, Sec. Gral. de Interpack (planta1): 1561127942

Pablo Viñas, Sec. Gral. de AGR-Clarín:1556539481

miércoles, 25 de septiembre de 2013

lunes, 23 de septiembre de 2013

IMPRESORES

 Pilar, 23 de setiembre de 2013
Impresores S. A.
Fuera la policía de la planta
Luego de un prolongado e infructuoso periodo en el que se sucedieron una conciliación obligatoria, numerosas reuniones, cinco días de paro general y una tregua abierta unilateralmente por los trabajadores, el conflicto de Impresores sigue sin resolución.
En la última audiencia realizada en el Ministerio de Trabajo la patronal rechazó cada uno de los puntos reclamados por la comisión interna empezando por la reincorporación de Diego Miranda. Incluso en medio de la interrupción de la huelga la empresa suspendió a otro activista con una causa inventada.
Ante esto las asambleas de los tres turnos votaron retomar el paro dentro de la planta, a partir del jueves 19, bajo la forma de una asamblea permanente.
En un hecho gravísimo y atentatorio contra los derechos sindicales en la madrugada del sábado irrumpió en el establecimiento un  grupo de policías que intentó desplazar la asamblea del lugar en que se realizaba por “obstruir” el libre funcionamiento de la empresa, de acuerdo a la orden librada por el Juez de Garantías  Nicolás Ceballos.
En lugar de sentarse a negociar la patronal apela a la judicialización del conflicto y la intervención policial, como ya lo hizo antes cuando una guardia de infantería desalojó los portones. Y cuenta para ello con la complicidad ostensible de todo el aparato estatal: jueces, fiscales, policías y funcionarios han actuado por acción u omisión en sintonía con la empresa.
Impresores S.A. es una de las gráficas más importantes de país, propiedad de la familia Recio, que somete a su personal a un régimen persecutorio y antisindical. Los más de cincuenta despidos en un año y medio, los descuentos brutales a los delegados por realizar tareas gremiales dentro de la planta, las sanciones arbitrarias y la negativa a otorgar cualquier reivindicación, hablan de la “dureza” de esta patronal (muy vinculada al Opus Dei, según diversas versiones).
Los trabajadores rechazaron la intervención policial y se mantienen en el lugar en cumplimiento de la medida de fuerza votada. Además interpusieron una denuncia ante el Ministro de Trabajo y la Secretaría de Derechos Humanos de la Provincia de Buenos Aires exigiendo el retiro inmediato de los efectivos de las instalaciones y responsabilizando al Ejecutivo provincial por cualquier hecho represivo que pudiera ocurrir.
Llamamos a todas las organizaciones obreras, sindicatos, comisiones internas y cuerpos de delegados, como así también a organismos de derechos humanos a pronunciarse contra este atropello y por la satisfacción de los reclamos de los trabajadores. Asimismo los convocamos a participar del acto que haremos en la puerta de la planta cita en Calle 9 Nº 1052 y del Canal, el miércoles a las 14 horas.

Trabajadores y Comisión interna de Impresores S A

Alejandro Galarza; 1530513454

Walter Galiano: 1567387736